EL DESAFORTUNADO



- Dime algo que te parezca bonito.

- Tus ojos.

- Eso no, otra cosa, de hecho los tuyos son más bonitos, que son verdes.

- Creo que no has entendido nada.

- Creo que acabo de entenderlo todo.